Buscar en Los ladrillos de Quito

Mansión Plaza-Lasso


Dirección: avenida 6 de Diciembre y calle Wilson, esquina
Sector: La Mariscal
Año de construcción: 1940
Arquitecto: Alfonso Calderón Moreno
Estilo: historicista (neocolonial)
Premios: Premio Ornato 1940
Uso actual: Oficinas de la UNASUR


Historia

Fue mandada a construir en 1940 por Galo Plaza Lasso, descendiente de los marqueses de Maenza y Miraflores, hijo del ex-presidente Leonidas Plaza Gutierrez, y que llegaría a gobernar él mismo el país entre 1948 y 1952. Es de este detalle que deviene el valor histórico de la propiedad, que se vio reforzado con la instalación de la Academis Diplomática a inicios del siglo XXI, y después cuando fue cedida en comodato a la Unión de Naciones de Suramérica (UNASUR) para instalar la sede provisional de la Secretaría Permanente del organismo supranacional. Desde julio de 2015 es sede del Centro Cultural Carlos Fuentes.

El arquitecto encargado de la obra fue Alfonso Calderón Moreno, amigo y compañero de estudios del primer propietario. Galo Plaza Lasso dejó de habitarla en 1944, cuando se trasladó a Estados Unidos como embajador de Ecuador. A su regreso, y tras ser elegido como presidente de la República (1948-1952) volvió a habitarla, la amplió y la convirtió en su residencia presidencial. Fue heredada pos su hija Elsa Plaza, quien posteriormente la vendió al Estado ecuatoriano, que instaló allí la Academia Diplomática, ofreció a la UNASUR y actualmente mantiene en comodato a una entidad cultural.

Arquitectura

Posee su ingreso principal por la avenida 6 de Diciembre, y uno de servicio por la calle Wilson. Es una de las pocas mansiones del sector que aún conserva gran parte de los jardines que rodeaban la estructura habitable. El cuerpo principal se desarrolla en dos pisos con forma de herradura que abraza un pequeño jardín posterior con una hermosa fuente de piedra. Posee cubierta de teja, fachadas austeras, muros lisos, vanos rectangulares, arcos, antepechos salientes, rejas de hierro y portada de piedra de composición simétrica, todos elementos característicos de la corriente neocolonial del historicismo, propia de las tierras latinoamericanas.

La estructura es de madera y muros portantes y pilares. Los salones presentan cielorasos de madera, ménsulas y bellos artesonados que fueron trabajados por los hermanos Miguel Ángel y Leonardo Tejada, los mismos que diseñaron los techos de los salones del Gabinte, de Baile y Amarillo, en el Palacio de Carondelet. El arquitecto Calderón diseñó chimeneas, retablos y muebles empotrados en las paredes, otro detalle característico del neocolonial.

Originalmente las estancias sociales se ubicaban en la planta baja, mientras que las de la familia en la planta alta, un tercer piso más bajo, a modo de ático, estaba destinado a la servidumbre. Desde la puerta de ingreso se accede a un hall de ingreso, que comunica con dos salones y el comedor, espacios continuos separados visualmente por grandes arcos de medio punto. Atrás se dispusieron la galería, estudio, áreas de servicio y el patio de la fuente.

El comedor para 24 personas fue una de las ampliaciones emprendidas con fines presidenciales, en 1948. Las galerías del segundo piso, originalmente arcos abiertos hacia el patio como en las casas del Centro Histórico, fueron cerradas con hermosa carpintería de madera. Los antiguos muebles que decoraban la casa se encuentran actualmente en la Hacienda Zuleta, propiedad de los descendientes del ex mandatario.

Galería




Inauguración Centro Cultural Carlos Fuentes





Fuente: Guía Arquitectónica de Quito (Evelia Peralta, Rolando Moya Tasquer); Casa Ecuatoriana (Municipio de Quito, Fundación Caspicara)
Imágenes: Jorge H. Enríquez (Casa Ecuatoriana); Gorgorgorian (Panoramio); Flickr Cancillería del Ecuador (fotógrafo: Carlos Pozo Albán).